logo-fundacion-coppel

ES | EN

Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Conoce los beneficios de la lectura en todas las edades

¿Alguna vez se han preguntado sobre qué es un hábito? De forma literal, un hábito es una actividad que se produce repetitivamente y que requiere de voluntad, disciplina y tiempo para que se quede en nuestras vidas.  

Existen una gran variedad de hábitos que cada persona o familia pueden decidir tener: están los físicos, los de alimentación, los sociales, los de higiene y también los pasatiempos. En estos últimos se encuentran uno que, sin importar la edad, siempre aportará beneficios al desarrollo del cerebro: la lectura. 

Según el INEGI, durante los últimos 50 años en México ha habido una disminución importante sobre la cantidad de personas que no saben leer ni escribir: el porcentaje de personas que no saben leer ni escribir de 15 y más años bajó de 25.8 % en 1970 a 4.7 % en 2020. 

Aun con este gran avance y con la posibilidad de leer en diferentes dispositivos tecnológicos, la lectura sigue enfrentando retos para volverse un hábito que tenga presencia en la vida de las personas.

Conoce los beneficios de la lectura en todas las edades

¿Cuáles son los beneficios de la lectura? 

La lectura es una actividad profundamente enriquecedora ya que, además de fomentar la imaginación, también ejerce un impacto positivo en nuestro cerebro. Estos son algunos de los beneficios de la lectura en los niños, niñas, personas jóvenes y adultas: 

  • Para los niños y niñas: ayuda a establecer un vínculo amoroso entre las infancias y la persona que les lee. De acuerdo con UNICEF, la convivencia promueve “el desarrollo cognitivo, emocional y social; en consecuencia, el desarrollo de las capacidades de lectura en los adultos significativos repercutirá en el desarrollo de los niños y niñas de 0 a 5 años”.
  • Mejora el lenguaje, amplía el vocabulario y desarrolla la memoria: Gracias a la lectura, el cerebro va conociendo palabras y poniéndolas en contexto para comprender sus significados. En este punto, hay un estímulo en las áreas cognitivas del cerebro relacionadas con la memoria, el pensamiento crítico y la resolución de problemas.
  • Nos permite conocernos y explicarnos mejor: Al ampliar el vocabulario, no solo se mejora la comunicación, sino que también hay una mayor precisión en la expresión de pensamientos y emociones. 
  • Conectamos de forma genuina con los otros: Cuando un libro habla sobre personajes que tienen una vida diferente a la propia, el cerebro se entrena para comprender y simpatizar con puntos de vista ajenos. Esto puede mejorar las habilidades interpersonales y la capacidad para empatizar con los demás en la vida real.
  • Es una forma de ejercitar y cuidar al cerebro: Leer de forma regular podría proteger al cerebro de enfermedades relacionadas con el deterioro cognitivo y la demencia, ya que se preserva la plasticidad cerebral.
  • Ayuda a reducir el estrés: La lectura puede actuar como una vía para reducir los niveles de cortisol, la hormona del estrés, y promover un estado de relajación. Por ello suele recomendarse previo a la hora de dormir, ya que disminuye la tensión en el cuerpo y mejora la calidad del sueño.

Con el tiempo, la lectura se puede convertir en un hábito esencial en la vida de las personas y sus familias. Si leen juntos, además de pasar un momento agradable, estarán cuidando su bienestar integral.  

Fuentes:

avatar

Comparte ahora

Búsqueda por categoría

Buscar